Volver a la lista

Fácil y preciosa excursión del Monasterio San Victorián a la Ermita de Espelunga

Monasterio de San Victorián, Huesca


Esta excursión comienza en el Monasterio de San Victorián o Beturian. Este Monasterio reconstruído por Ramiro I de Aragón y fue donde se reunieron Ramiro el Monje y Ramón de Berenguer IV para decidir los esponsales entre este último y doña Petronila, unión que posteriormente daría como fruto la formación de la Corona de Aragón.

Monasterio de San Victorián. Foto de rv31: Flickr.com

Monasterio de San Victorián. Foto de rv31: Flickr.com

Desde allí parte un agradable paseo hasta la base de las altas paredes de la Peña Montañesa, donde disfrutaremos de la visita a dos ermitas.

Peña Montañesa

Partimos del monasterio por un sendero bien marcado discurre al pie del cerro del Castellar (por el PR-HU 43) y atraviesa un terreno de erosionadas margas de color azul-grisaceo.

La ruta pasa junto a la ermita de San Antonio o San Antón, con aspecto de borda. Sobre nuestras cabezas, en el cielo podremos ver buitres leonados, alimoches y, con algo suerte, al quebrantahuesos.

Ermita de San Antón o San Antonio. Foto de http://elenabru.blogspot.com.es

La senda cruza el barranco de la Fuente Habanera (donde aparece la piedra tosca o toba) y se pasa junto a la piedra mágica de San Beturián, la cual al golpearla emite un sonido metálico. Se dice que ésta fue asiento para el monje ermitaño italiano allá en el siglo VI.

Piedra Mágica de San Victorián o San Beturián. Foto de http://elenabru.blogspot.com.es

Poco a poco se va ganando altura y perspectiva entre maduros encinares en los que aún se recoge trufa silvestre, cruzando algunas laderas cubiertas de pedreras o canchales.

Bajo las peñas y paredones, el sendero se encarama hacia la misma base de estos altos precipicios, descubriendo así un recóndito rincón en el que se oculta la ermita rupestre de la Espelunga, abierta al sur y restaurada hace no muchos años.

Ermita de la Espelunga. Foto de http://senderos.turismoverde.es/

Ermita de la Espelunga. Foto vista en https://es.pinterest.com/ochardinet/

Fuente: Libro "Los tesoros Naturales del Pirineo Aragonés" de Eduardo Viñuales